Content

Trastornos convulsivos

Trastornos convulsivos

Usted está aquí:Inicio > Artículos > Construir una página web POUR

(Visit WebAIM English version of Constructing a POUR Website)

Contenidos del artículo

  1. Página 2: Resumen
  2. Página 3: ¿Qué constituye una luz estroboscópica, parpadeante o intermitente?
  3. Página 4: Conclusión

Resumen

Algunas personas son susceptibles a las convulsiones ocasionadas por luces estroboscópicas, parpadeos o luces intermitentes. Este tipo de convulsión es a veces llamado convulsión epiléptica por fotosensibilidad dado que es causada por pulsaciones de luz (de ahí el prefijo “foto”), que interactúan con las neuronas receptivas de luz del ojo y el sistema nervioso central del cuerpo.

La mayoría del contenido de la web es completamente inofensivo para las personas con tendencias epilépticas por fotosensibilidad. Aún la mayora de las animaciones, videos, textos móviles, y objetos Flash no presentan ningún peligro. Sin embargo, algunos desarrolladores tienden a incluir efectos dramáticos como luces brillantes o intermitentes y efectos que asemejan luces estroboscópicas. Entre los más invasivos están los objetos Flash al estilo ciencia ficción, avances de películas de terror y anuncios chillones. Es posible que los que crean estos efectos piensen que son atractivos, pero también son potencialmente peligrosos. Los desarrolladores deberían esforzarse por garantizar que el contenido creado no tenga efectos estroboscópicos, parpadeantes o intermitentes.

¿Qué constituye una luz estroboscópica, parpadeante o intermitente?

Las Pautas de Accesibilidad de Contenido Web describen límites específicos para el tamaño, frecuencia (más rápido que tres parpadeos por segundo), intensidad o contraste de los parpadeos y presencia del color rojo. En general, si el contenido parpadea más de tres veces por segundo, es notablemente grande (una imagen animada pequeña no causaría una convulsión), tiene un contraste brillante en los parpadeos, puede causar una convulsión y debería ser evitado. Algo a notar es que la Sección 508 prohíbe efectos parpadeantes con una frecuencia superior a 2Hz (parpadeos por segundo) o menor a 55 Hz. Si bien es muy poco el contenido en las páginas web que llega a cumplir con los límites de WCAG, los videos en línea a veces presentan efectos especiales que sí los cumplen.

Aún cuando el objeto pueda no causar una convulsión, puede ocasionar nausea o mareo en algunas personas. Ninguno de estos presenta un riesgo a la salud tan grave como una convulsión completa, pero si los usuarios asocian mentalmente a su página web con sensaciones de nausea puede que no sea la mejor decisión de diseño, por lo menos en términos de satisfacción del usuario y visitas repetidas. En algunos casos, una imagen ni siquiera necesita moverse para causar estos efectos. Los gráficos de alto contraste con líneas paralelas cercanas pueden tener efectos similares, debido a la ilusión óptica que hace parecer que partes de la imagen se mueven. Además, animar el contenido puede distraer a algunos usuarios, especialmente aquellos que se distraen fácilmente.

Ejemplo
Advertencia

Una imagen estroboscópicas, intermitente Una imagen de ilusión óptica (las líneas parecen estar en movimiento) (la línea parece estar en movimiento)

Conclusión

Debido a la naturaleza potencialmente grave de las convulsiones, los desarrolladores deberían tener mucho cuidado en evitar gráficos, animaciones, películas u otros objetos que tengan efectos de luces estroboscópicas, intermitentes o parpadeantes. Los desarrolladores también deberían evitar gráficos que puedan inducir a náuseas o mareos, o que puedan provocar una distracción.

© 2015 WebAIM
Utah State University
6807 Old Main Hill
Logan, UT 84322-6807
435.797.7024